Desarrollo del Libre Comercio Mundial: Vinculación de la Unión Económica Euroasiática con Brasil y Mercosur

(Parte 2 de nuestra serie sobre Libre Comercio dividida en 5 partes BRICS / EAEU)

Compártelo con tu red

Por Chris Devonshire-Ellis, Dezan Shira & Assocites. Traducido por Patrícia Varejão, Dezan Shira & Associates, Oficina de Relaciones Sudamericanas.

Cómo las empresas del Mercosur podrían acceder a los mercados de Eurasia, Rusia y China

El presidente de Rusia, Putin, vino a Brasil en noviembre del año pasado para la reunión anual de las naciones BRICS, que se celebró en Brasilia. Con la presencia de presidentes y primeros ministros de China, India y Sudáfrica, el escenario se estableció para 2020 como Rusia como presidente de los BRICS. Sin embargo, debido a la pandemia de coronavirus, la cumbre de los países BRICS decidió posponer la reunión de julio en San Petersburgo para decidir sobre este tema.

En 2019, el presidente Putin declaró que quiere usar la presidencia rusa del grupo BRICS para mejorar aún más su estatus en la ONU. Mientras tanto, la Declaración de la Cumbre de Brasilia, acordada por todos los países miembros, declaró que el bloque BRICS había expresado objetivos comunes de «expandir el comercio y la innovación».

Hay preguntas importantes sobre el comercio global que se examinarán aquí: principalmente cómo se puede aumentar exactamente ese comercio.

Actualmente, los países BRICS representan más de 3,1 mil millones de personas, o aproximadamente el 41% de la población mundial. En 2018, estas cinco naciones tienen un PIB nominal combinado de $ 18,6 billones, aproximadamente el 23,2% del total mundial, un PIB combinado (PPA) de aproximadamente $ 40,55 billones (32% del PIB mundial) ) y un valor estimado de $ 4.46 billones en reservas extranjeras combinadas. El FMI proyectó que los países BRICS representarán más del 50% del PIB mundial para 2030.

Lograr este crecimiento requerirá algo de planificación e innovación por parte de los países involucrados. Es razonable esperar que esto incluya avances en los acuerdos de libre comercio. Con este fin, Brasil es un protagonista en América del Sur, con su influencia y afiliación con el Mercosur, mientras que Rusia tiene un papel similar en el desarrollo de la Unión Económica Euroasiática. India tiene un papel destacado en el Área de Libre Comercio del Sur de Asia (SAFTA), mientras que Sudáfrica es un socio estratégico importante de la Comunidad de Desarrollo del África Meridional (SADC). China, aunque por sí sola no es un participante dominante en un grupo específico de libre comercio, tiene la Iniciativa Belt & Road. Lo que hace la agrupación BRICS es proporcionar potencialmente un bloque común a través del cual se pueden agregar otros bloques de libre comercio. Aunque BRICS en sí no es un grupo de libre comercio, su prominencia y las acciones previstas seguramente significan que es una plataforma para instigar precisamente eso, y la Declaración de Brasilia BRICS 2019 expresó exactamente ese escenario.

En esta serie de artículos, examinaré cada uno de los posibles escenarios que pueden ocurrir en el desarrollo del libre comercio en los países BRICS.

Mercosur

 Brasil es el miembro dominante de la Unión Aduanera del Mercosur, que actualmente tiene sus principales miembros, Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay. Las operaciones del Mercosur implican libre comercio dentro de la zona y una política comercial común entre los países miembros. Es el cuarto bloque comercial más grande del mundo, después de la UE, el TLCAN y la ASEAN, con un PIB anual de alrededor de 5 billones de dólares.

Si bien Argentina anunció su salida del bloque con el argumento de que tenía que ocuparse de los problemas internos debido al escenario actual del mercado globalizado, la realidad es que a pesar de los retrasos en la firma de acuerdos de libre comercio con el bloque, todavía no hay nada definitivamente sobre el tema.

El Mercosur alberga a más de 250 millones de personas y representa casi las tres cuartas partes de la actividad económica total en América del Sur. También incluye a Venezuela; sin embargo, el país ha sido suspendido del Mercosur desde principios de 2016 por no cumplir con los cambios arancelarios acordados. Los miembros asociados incluyen el resto de América del Sur, a saber, Bolivia, Chile, Ecuador, Guyana, Perú y Surinam, junto con México y Nueva Zelanda como naciones observadoras.

Los miembros asociados comparten algunos de los beneficios del libre comercio, aunque en muchos casos todavía están esperando la aprobación legislativa.

Sin embargo, volviendo a mejorar el Mercosur, podemos recurrir al Ministro de Finanzas de Uruguay, Danilo Astori, quien declaró que “cada país del Mercosur debe tener una multiplicidad de asociaciones. El Mercosur debe tener políticas internacionales conjuntas, un acuerdo sobre protección moderada de terceros y, sobre todo, acuerdos con otros bloques comerciales. »

Mercosur y las naciones BRICS

Incluso con los retrasos debidos a la pandemia, en términos de los países BRICS en general, la tendencia es el desarrollo del libre comercio que comenzará a surtir efecto tan pronto como se supere la crisis actual. El Mercosur tiene un Acuerdo Comercial Preferencial con India y otro con la Unión Aduanera del África Meridional. En términos de China, aunque el comercio individual entre los países del Mercosur y China está aumentando, de los principales miembros solo Uruguay firmó la Iniciativa de la Franja y la Carretera de China.

Las naciones del Mercosur estuvieron presentes en el Foro Económico Internacional de Rusia en San Petersburgo, y las discusiones iniciales con representantes de la Unión Económica Euroasiática casi provocaron. Podemos examinar cada una de estas relaciones de la siguiente manera:

Mercosur y India

Aunque el PTA entre India y Mercosur se limita actualmente a solo 450 productos, las dos partes han elevado sus ambiciones y actualmente están negociando el acceso preferencial a unos 3.000 artículos. India quiere exportar alimentos procesados, más productos de ingeniería y una gama más amplia de productos farmacéuticos al Mercosur.

Según el acuerdo existente firmado en 2009, India redujo los impuestos en el rango del 10% al 100% sobre 452 artículos. Esto incluye productos cárnicos, productos químicos, pieles y cueros en bruto, artículos de cuero, lana, hilos de algodón, vidrio, hierro y acero, maquinaria y equipo, dispositivos ópticos, fotográficos y cinematográficos. India tiene acceso preferencial en el Mercosur a productos químicos orgánicos, productos farmacéuticos, aceites esenciales, plásticos, productos de caucho, herramientas e implementos, artículos de máquinas y equipos eléctricos.

Mercosur y Unión Aduanera del África Meridional

 La Unión Aduanera del África Meridional (SACU) está formada por Botswana, Lesotho, Namibia, Sudáfrica y ESwatini. La Secretaría de la SACU se encuentra en Windhoek, Namibia. SACU se creó en 1910, lo que la convierte en la unión aduanera más antigua del mundo. Específicamente, el Acuerdo de Comercio Preferido del Mercosur – SACU otorga preferencias arancelarias a 1064 productos, eliminando aranceles en casi la mitad de ellos. 167 posiciones recibirán una preferencia del 50%, 144 posiciones recibirán una preferencia del 25% y 283 posiciones recibirán una preferencia del 10%. El contrato entró en vigencia el 1 de abril de 2016 y cubre los sectores de textiles, manufactura, maquinaria, químicos y minerales, entre otros, y por lo tanto es un hito en estas relaciones.

Mercosur y China

En términos de China, solo Uruguay hasta ahora entre los países del Mercosur firmó la Iniciativa Belt & Road, y Montevideo firmó un MoU Belt & Road en agosto de 2018. China es el socio comercial más importante de Uruguay, comprando el 27% de Exportaciones uruguayas. Uruguay quiere profundizar esta relación, aumentando la cooperación en varias otras áreas, además del comercio, ofreciendo condiciones atractivas para los inversores chinos, especialmente en el área de infraestructura. El Ministro de Relaciones Exteriores de Uruguay, Rodolfo Nin Novoa, identificó el Ferrocarril Central de Uruguay como un importante proyecto de inversión, un nuevo puerto rural de pesca y electrificación en el norte del país, y «expresó la esperanza» de que Uruguay pueda servir como un «punto de entrada» para China en la región y para ayudar a promover lazos más estrechos entre China y Mercosur.

Mercosur y la Unión Económica Euroasiática

 Mercosur firmó recientemente un TLC con la Unión Europea, aunque aún no se ha ratificado. Según el acuerdo, los aranceles de la UE para productos como carne de res, aves y azúcar se reducirán en un período de 15 años, lo que permitirá que el bloque sudamericano aproveche su ventaja agrícola y penetre en el mercado único.

A cambio, Mercosur acordó abrirse al sector industrial europeo y retirar sus aranceles de dos dígitos, incluida la mayoría de los aranceles sobre productos químicos, maquinaria y automóviles. Según las estimaciones de la Comisión, el acuerdo generará más de 4.000 millones de euros en ahorros para los exportadores europeos.

Sin embargo, la oposición al acuerdo está aumentando, con Bruselas en algún desorden, y la reacción de los miembros del Mercosur, algunos de los cuales se están acercando a Moscú. Esto significa que un posible acuerdo con la Unión Económica Euroasiática (EAEU) puede estar en proceso de problemas emergentes con el proyecto de la UE. Es menos probable que EAEU sea visto como una amenaza comercial por el bloque Mercosur, mientras que las ventajas de que Brasil se alinee con Moscú y Beijing a través de la alineación BRICS solo se harán más evidentes a medida que aumenten los corredores comerciales. Esto será más relevante cuando China también concluya negociaciones con la EAEU sobre aranceles sobre el TLC que firmó con la EAEU el año pasado. Esto es significativo, ya que parece poco probable que la UE llegue pronto a un acuerdo de libre comercio con China. Un TLC EAEU-Mercosur podría aliviar parte de este problema.

La Unión Económica Euroasiática cuenta con el apoyo de Rusia como socio principal y también incluye a Armenia, Bielorrusia, Kazajstán y Kirguistán. Está ubicado en el espacio geográfico entre la Unión Europea y China y recientemente ha sido muy activo en la negociación de otros acuerdos de libre comercio, con Irán, Singapur y Vietnam, entre otros, que están actualmente en negociación.

China es un firme defensor de los EAEU y lo ve como una piedra angular del sistema de transporte terrestre eurasiático de la Iniciativa Belt & Road. Uruguay, que hasta ahora ha estado solo entre los países del Mercosur cuando se une a la Iniciativa Belt & Road de China, quiere ver cómo se desarrolla su compromiso con BRI en términos de comercio e inversión. Brasil, Paraguay y Uruguay, sin mencionar los miembros asociados, también estarán observando de cerca. Hasta cierto punto, un acuerdo de libre comercio Mercosur-EAEU sigue los siguientes puntos:

  • Consideración de que la EAEU puede ser menos amenaza comercial para el Mercosur que la UE
  • Capacidad para vincularse a la Iniciativa Belt & Road de China a través de la EAEU
  • Contenido arancelario aplicable del TLC propio de China con la EAEU
  • Relaciones políticas con Moscú.
  • Probabilidad de potencial adicional de libre comercio con otros acuerdos de libre comercio de EAEU

Estos son puntos cuantificables, aunque parcialmente dependientes del escenario político actual. Brasil, por ejemplo, actualmente goza de buenas relaciones con los Estados Unidos y puede no estar tan dispuesto a molestar a Washington al aparentar desarrollar lazos comerciales con Moscú. Otros giran en torno a cuestiones comerciales (como que China acuerde recortes arancelarios con los EAEU) que se harán más evidentes con el tiempo. Sin embargo, a la larga, y dada la enorme red de zonas económicas y de libre comercio en China y Rusia que surgen a lo largo de la Iniciativa Belt & Road, incluida la Unión Económica Euroasiática, se necesitan más estudios. Los beneficios para las empresas del Mercosur serían los siguientes:

  • Acceso al libre comercio y las zonas económicas especiales de la Unión Económica Euroasiática para procesar / fabricar productos y bienes originarios del Mercosur para su posterior exportación a los países de la EAEU, además de China;
  • Acceso al suministro de productos y productos rusos / chinos para su importación al Mercosur;
  • Mezcla de productos Mercosur / EAEU / China para exportación final a otros mercados globales.

Claramente, es necesario llevar a cabo un examen específico del producto con respecto a la viabilidad de dicho acuerdo, así como las Reglas de origen y las Tarifas de productos relacionadas. Sin embargo, hay suficiente sustancia entre el Mercosur y la Unión Económica Euroasiática para dar credibilidad al potencial de tal alianza.


Chris Devonshire-Ellis es el presidente de Dezan Shira & Associates. Patricia Varejão asiste a la mesa de América del Sur. Su compañía tiene 28 oficinas en Asia y varios cientos de empleados, ayudando a inversionistas extranjeros en China y Asia y puede ayudar con estudios de mercado, importaciones, impuestos y asuntos de establecimiento comercial. Póngase en contacto con patricia.varejao@dezshira.com o visite www.dezshira.com


Compártelo con tu red

Deja un comentario